Muchas personas creen que el desayuno es la comida más importante del día, ya que rompe el ayuno nocturno y pone en marcha el metabolismo de una persona.

Sin embargo, los alimentos populares para el desayuno, como rosquillas, pasteles y panqueques, están cargados de grasas saturadas y azúcar.

Recomendación: Ahora puedes escoger las mejores frutas y verduras de tus supermercados favoritos hasta la puerta de tu casa. Ésto te ayudará a tener más tiempo para planear tus comidas de la semana.

Un desayuno saludable es aquel que contiene alimentos nutritivos que proporcionan energía y hacen que una persona se sienta llena, lo que puede ayudar a prevenir comer en exceso más tarde en el día. 

Los mejores alimentos para el desayuno 

1. Harina de avena

Es una potencia nutricional. Contiene beta glucano, que es una fibra espesa y pegajosa que ayuda a una persona a sentirse llena durante más tiempo y también puede reducir el colesterol.

La avena también es rica en antioxidantes, ácidos grasos omega-3, folato y potasio. La avena cortada en acero, que contiene más proteínas y fibra que otros tipos de avena, es una buena opción porque tiene un índice glucémico (IG) más bajo. Un IG bajo significa que el azúcar en sangre de una persona no aumentará tanto.

2. Huevos

Los huevos son un alimento popular para el desayuno. Son nutritivos y contienen proteínas de alta calidad. Algunas personas piensan que los huevos no son saludables debido a la cantidad de colesterol que contienen. 

Se ha demostrado que el colesterol dietético de los huevos solo tiene un impacto menor en el colesterol malo, o las lipoproteínas de baja densidad (LDL), en la sangre.

3. Frutos secos y mantequilla de nueces

Si una persona no come productos animales, comer nueces es otra excelente manera de obtener suficiente proteína. Los frutos secos también contienen antioxidantes, magnesio, potasio y grasas saludables para el corazón.

La mantequilla de nueces es muy versátil. Las personas pueden untar mantequilla de nueces en tostadas de grano entero, mezclarla en harina de avena o yogur, o usarla como salsa para obtener fruta fresca.

Los tipos saludables de mantequilla de nueces incluyen:

  • mantequilla de maní
  • mantequilla de almendras
  • mantequilla de anacardo
  • cacao sin azúcar y mantequilla de avellana

4. Café

Beber café con desayuno es popular debido a su contenido de cafeína. El café también ofrece otros beneficios para la salud debido a sus antioxidantes, que ayudan a combatir la inflamación.

Los investigadores también sugieren que algunos componentes del café mejoran el metabolismo de la glucosa. Sin embargo, agregar crema o azúcar reducirá los efectos beneficiosos del café. Lo mejor es reducirlos  y elegir leche descremada o de origen vegetal en lugar de crema.

5. Bayas

Los alimentos como arándanos, fresas, frambuesas y moras, son una excelente manera de comenzar la mañana. Son bajos en calorías, altos en fibra y contienen antioxidantes que combaten enfermedades.

6. Semillas de lino

Las semillas de lino son ricas en ácidos grasos omega-3, proteínas y fibra.

Los beneficios para la salud de la linaza incluyendo mejorar la sensibilidad a la insulina, reducir el azúcar en la sangre e incluso proteger contra el cáncer de mama 

Las personas pueden espolvorear semillas de lino en yogur o avena, o mezclarlas en batidos. Es esencial comprar linaza molida o moler las semillas en casa, ya que las semillas de lino enteras pasarán por el cuerpo sin descomponerse.

7. Yogur griego

Es otra excelente fuente de proteínas para comer por la mañana, es espeso y cremoso y contiene más proteínas que el yogur colado regular. También es rico en calcio y contiene probióticos que ayudan a mantener un intestino sano y un sistema inmunológico.

8. Té

Los tés negros, verdes y blancos contienen antioxidantes, pero el té verde es probablemente el más saludable. Según un estudio puede ayudar a quemar grasa y promover la pérdida de peso.

Estos tés contienen un poco de cafeína, pero no tanto como café. El té también puede ayudar a una persona a mantenerse hidratada.

9. Queso cottage

El requesón es otra potencia proteica. mostró que el requesón podía frenar el hambre tan eficientemente como los huevos.

El requesón también es rico en vitaminas B, vitamina A y calcio. La gente puede comer requesón por sí sola, o mezclarlo con otros alimentos salados, como pimienta y cebolletas, o frutas o nueces.

10. Plátanos

Los plátanos son una adición rápida y conveniente a un desayuno nutritivo. También hacen un buen refrigerio a media mañana para mantener el hambre a raya.

Los plátanos contienen almidón resistente. 

El cuerpo no digiere el almidón resistente, por lo que viaja por el cuerpo sin cambios, lo que ayuda a apoyar la salud digestiva. Los plátanos inmaduros contienen almidón más resistente que los plátanos maduros, que tienen azúcares más naturales.

Los plátanos también son una gran fuente de potasio, que puede apoyar la presión arterial saludable.

Ahora ya conoces las mejores frutas para incluir en tu alimentación de la mañana, si quieres conocer más temas de interés general, te recomendamos visitar nuestro sitio oficial.