Los minisplits son una forma eficiente de agregar refrigeración o calefacción a habitaciones específicas de una casa. También conocidos como acondicionadores de aire y calentadores mini-split sin ductos, consisten en una o más unidades interiores montadas en la pared, el piso o el techo conectadas a un compresor exterior.

Son artículos mucho más fáciles de instalar que un sistema completo de conductos, más eficientes que las unidades de ventana o el HVAC central, y a menudo tienen sentido como complemento de un equipo de calefacción y refrigeración existente. Tiene controles similares a los de un termostato, pero agrega funciones de hogares inteligentes.

¿Para qué personas están pensados los minisplits?

Los minisplits están pensados para permitir mantener un clima agradable en un espacio determinado. Principalmente, en ciudades con climas más extremos. Sin embargo, también funcionan extraordinariamente bien en cualquier casa, oficina o zona industrial.

Si deseas enfriar o calentar las habitaciones de tu hogar, con mayor eficiencia y menos desorden que los aires acondicionados de ventana y los calentadores. Además, son menos complejo que el HVAC central. El cual genera fuerza el aire a través de varias habitaciones al mismo tiempo.

¿En qué lugares funcionan mejor estos aparatos?

Los minisplits pueden funcionar perfectamente como el sistema de control principal de un espacio pequeño en un clima templado; sin embargo, más a menudo son ideales para habitaciones que aún no tienen un sistema de calefacción y aire acondicionado.

También son recomendados para un sótano, una habitación extra en el ático o un taller. Además, pueden agregar aire acondicionado a un área de alto tráfico como una cocina o una sala de estar, o incluso una habitación en la que quizás desees un poco de control de temperatura adicional. Para algunos hogares, un par de unidades interiores bien ubicadas pueden manejar las necesidades de calefacción y refrigeración de una familia completa.